Scroll to top

Bocoles mexicanos

Realización

Paso 1

Para la elaboración de los bocoles mexicanos, se comienza por colocar la harina de maíz, junto con la sal, el queso y la manteca en un mismo recipiente. Revolver los ingredientes integrándolos para lograr una mezcla uniforme, y una vez que se haya logrado esto, picar el cilantro y agregarlo a la mezcla para integrarlo.

Paso 2

Añadir el agua tibia a la preparación lentamente e ir amasando de manera suave para formar la masa de los bocoles. La masa debe sentirse apenas pegajosa mientras se integra el agua a los ingredientes. Amasar la mezcla con el aguan durante unos cinco minutos. Luego de esto, es necesario dividir la masa de los bocoles en ocho bolitas de tamaño mediano a pequeño, o más, dependiendo del tamaño de bocol que se prefiera y la cantidad de masa que se disponga.

Paso 3

Para la cocción de los bocoles, es necesario calentar una plancha a fuego medio, no sin antes haber previamente esparcido un poco de aceite con una servilleta en la superficie de la plancha. De esta manera, los bocoles no se quedarán pegados a la base de la plancha durante la cocción, será más fácil desmontarlos y, por supuesto, cocinarlos de forma pareja.

Paso 4

Para dar la tradicional forma a cada uno de los bocoles, cada bolita de masa armada debe presionarse de forma suave y lenta hacia abajo, con la mano o un instrumento cómodo, de manera que cada bolita de masa quede conformada como un círculo de aproximadamente ocho centímetros de diámetro, más un centímetro de espesor.

Paso 5

Cada bocol debe ser colocado luego en la plancha ya caliente, y debe dejarse allí para su cocción por dos minutos y medio. Luego de transcurrido este tiempo para el primer lado, es necesario dar vuelta el bocol y dejar que se cocine de tres a cuatro minutos en la plancha; repetir el proceso una vez más y dejar la superficie en cocción por otros dos minutos. Al retirar los bocoles de la plancha, se recomienda cubrirlos para que conserven la temperatura en lo que se cocinan los demás bocoles.

Paso 6

Una vez que todos los bocoles hayan pasado por la plancha de forma completa, ya pueden ser servidos a la mesa. Se recomienda acompañar los bocoles mexicanos con café, guacamole cremoso o distintas sopas, y lo maravilloso de ellos es que son un platillo tan versátil que va tanto durante la cena como en el desayuno.